Investigacion independiente que revela los secretos del poder

Agosto 13, 202o

Edición: Español

Por: @JuanPoe - Septiembre 13, 2020

Visitantes

Nuevas evidencias involucran a Uribe y al Batallón Girardot en la masacre del Aro y con grupos paramilitares en Ituango

  • Cuarta Brigada y batallón Girardot llamaron a narcos y paramilitares para ingresar a Ituango

  • Indagatoria de Francisco Villalba nunca revelada al país

  • Carlos Castaño llegó al Aro un día después que Uribe

  • Condecoración por masacre del Aro

  • Helicóptero llevó víveres a paramilitares

A continuación, se revelan evidencias inéditas y exclusivas que figuran en el proceso 34986 “parqueadero de padilla” que involucran a Uribe y al Batallón Girardot con la masacre del Aro y con grupos paramilitares en Ituango.

Para empezar existe un documento oculto de la Fiscalía General de la Nación de julio de 1996 que demuestra que los grupos paramilitares se tomaron Ituango por solicitud directa del Batallón Girardot del Ejército y de la Cuarta Brigada que invitaron a narcotraficantes y a los jefes de las autodefensas a que ingresaran a la zona. Allí se establece que un Oficial del Batallón Girardot de apellido Saavedra y un coronel de la Cuarta Brigada llamaron personalmente a varios comerciantes y hacendados de Ituango para solicitarles el apoyo y el financiamiento a los grupos paramilitares en Ituango. En el documento se establece que los miembros del Batallón Girardot amenazaban a los habitantes de Ituango con que pronto llegarían los “mochacabezas” quienes finalmente cometieron las masacres de la Granja en junio de 1996 y el Aro en octubre de 1997.

En el documento de la Fiscalía se hace alusión a los hermanos narcotraficantes Jaime y Francisco Antonio Angulo Osorio, hijos del poderoso narcotraficante Francisco Zuluaga como financiadores del paramilitarismo en Ituango, a quienes se les señala de tener en su nómina a los miembros de la policía de Ituango y a los comandantes de tropa del Ejército del Batallón Girardot. Los hermanos Angulo Osorio fueron condenados por la masacre del Aro y el homicidio de Jesús María Valle por la Sala Penal del Tribunal Superior de Medellín el 24 de noviembre de 2017.

Un informe de la Procuraduría General de la Nación del 24 de junio de 1996 establece de forma categórica la responsabilidad directa de la Policía y del Ejército en varios homicidios en Ituango

En el documento se solicita incluso que los miembros del Batallón Girardot y de la estación de la Policía de Ituango sean investigados penalmente por sus conductas omisivas en los homicidios perpetrados en el Municipio.

Existe una indagatoria de Francisco Enrique Villalba Hernández alias “Cristian Barreto” del 16 de febrero de 1998 ante el Fiscal Luis Eduardo Archila que nunca ha sido revelada al país, en la que señala que reunió junto con Salvatore Mancuso y con miembros del Batallón Girardot antes de la masacre del Aro y que se comunicaba permanentemente con ellos a través de radio, incluso desde la misma base militar durante la ejecución de los asesinatos.

Hay que recordar que Francisco Enrique Villalba Hernández fue asesinado el 23 de abril de 2009 después de haber testificado en contra del expresidente Uribe en la Comisión de Acusaciones. Villalba testificó que hubo una reunión previa entre Álvaro Uribe, Santiago Uribe, Carlos Castaño y Salvatore Mancuso y Alexander Mercado Fonseca, alias “Cobra” para ordenar la masacre del Aro, con el objetivo de rescatar a Mario Uribe, primo del expresidente. Villalba indicó que luego de la masacre del Aro fue condecorado por Carlos Castaño y Álvaro Uribe. ¿Hay más pruebas de estas afirmaciones? La respuesta es sí.

En la indagatoria de Villalba del 16 de abril de 1998 confesó que en la incursión al Aro se intentó rescatar a un menor que había secuestrado, lo cual constituye un indicio que la operación tuvo como objetivo el rescate de personas secuestradas.

En informe de una visita especial que se realizó en Ituango después de la masacre del Aro, se estableció que el 30 de octubre de 1997 cuando finalizó la masacre del Aro, el jefe paramilitar Carlos Castaño condecoró a sus hombres por haber hecho la incursión al Aro, lo que significa que condecoración a los paramilitares si existió como lo afirmaba el testigo Villalba en su testimonio contra Uribe.

En el informe se señaló que el 18 de noviembre de 1997 el Gobernador Álvaro Uribe Vélez, una comitiva del Gobierno y miembros del Ejército del Batallón Girardot fueron al Aro y les dijeron a varios desplazados de la masacre que podían regresar al corregimiento. Sin embargo el propio informe demuestra que dicha reunión en realidad era una trampa, pues el jueves 20 de noviembre de 1997 (tan solo un día después que el Gobernador Uribe Vélez asistió al Aro), el jefe paramilitar Carlos Castaño llegó al Aro acompañado de sus tropas para desenterrar las personas que habían sido asesinadas, lo que impidió que los desplazados pudieran regresar. ¿Acaso hubo coordinación entre el Gobernador Álvaro Uribe y Carlos Castaño en esa visita al Aro del 18 de noviembre de 1997? ¿Se retiró el Gobernador para que llegará después Carlos Castaño al corregimiento del Aro?

Sobre la relación entre miembros del Batallón Girardot y grupos paramilitares en Ituango, es importante señalar que el Procurador Delegado para la Defensa de los Derechos Humanos, Jesús Orlando Gómez López el 19 de agosto de 1997 le envió un oficio al entonces Gobernador Álvaro Uribe Vélez donde lo alertaba de centenares de muertes y desaparecidos en Ituango, situación frente a la cual el asesor directo de la Secretaría del Gobernador Álvaro Uribe respondió que las denuncias sobre estos hechos fueron puestas en conocimiento del Batallón Girardot y de la Policía de Antioquia en el Aro, organismos que no tenían funciones judiciales y estaban al servicio de los narcotraficantes Angulo Osorio y los paramilitares de Carlos Castaño.

Existe un testimonio con reserva de identidad del 19 de diciembre de 1997 que señala que las tropas del Batallón Girardot ayudaron a que los paramilitares se llevaran 600 reses de los campesinos de Ituango, pues engañaron a los pobladores diciéndoles que lo tenían decomisado y que les sería entregado a sus propietarios, cuando en realidad estaba siendo hurtado por los paramilitares que lo trasladaron usando inicialmente a varios pobladores y luego se lo llevaron en camiones.

Los hechos que rodearon el Aro fueron tan terribles que cuando los paramilitares se llevaron el ganado obligaron a 5 personas, incluyendo a un menor de edad a transportarlo, quienes luego fueron asesinadas y desaparecidas. Este crimen es poco conocido y también hace parte de las ejecuciones que se cometieron con ocasión de la masacre del Aro.

En la declaración del testigo con reserva de identidad se señala que hubo un helicóptero durante las 6 o 7 de la noche que durante la masacre del Aro le llevó víveres y municiones a los paramilitares. ¿Será que este testigo también fue manipulado para perjudicar a Uribe y a los militares 23 años después?

El Personero de Ituango, Diego Caicedo Restrepo declaró ante el Fiscal Delegado Jorge Angarita Torres, el 28 de enero de 1998, que cuando se comenzó a perpetrar la masacre del Aro llamó a la base militar del Batallón Girardot, pero no había ningún oficial de alto rango que pudiera realizar un operativo para proteger a la población. Igualmente le mandó un fax directo al Comandante de la Cuarta Brigada el General Carlos Alberto Ospina sobre la incursión paramilitar en el Aro, sin obtener respuesta por parte del alto mando militar.

Incluso en el expediente del Aro hay un testimonio de una víctima que señala que los militares del Batallón Girardot devolvían a las personas, cuando intentaban huir del corregimiento aterrorizados por los paramilitares.

Después de estas revelaciones es importante recordar lo que dijo públicamente el expresidente Uribe sobre las relaciones entre el Ejército y grupos paramilitares en el corregimiento del Aro en una entrevista en Semana.

¿Después de estas revelaciones le creen a Uribe?

  • Twitter
  • Facebook
  • YouTube

elinvestigad0r@protonmail.ch

Signal: +1(236) 788-3803

Telegram: +1 (236) 878-1902

Line: +1 (236) 878-1902

© 2020 by @elinvestigad0r - Colombia y Canada